Ponte en contacto
Información de Contacto

Lunes a viernes: 9:00 a 14:00
Martes y jueves también: 17:00 a 19:30
Por favor, llámenos para concertar una cita.
Gracias

Fax: 968121334

informacion@garciaymunoz.com

RECLAMACIÓN ANTE UN COBRO INDEBIDO POR DAÑOS EN UN VEHÍCULO DE ALQUILER | Garcia y Muñoz Abogadas
6671
post-template-default,single,single-post,postid-6671,single-format-standard,edgt-cpt-2.0.1,mikado-core-2.0.1,ajax_fade,page_not_loaded,,homa-ver-3.0.2, vertical_menu_with_scroll,smooth_scroll,side_area_uncovered_from_content,blog_installed,wpb-js-composer js-comp-ver-6.0.3,vc_responsive

RECLAMACIÓN ANTE UN COBRO INDEBIDO POR DAÑOS EN UN VEHÍCULO DE ALQUILER

Se da el caso de que acuden a nuestro despacho cada vez con más frecuencia clientes que tienen algún tipo de conflicto con empresas de alquiler de vehículos .
No podemos olvidar que nuestra situación geográfica hace de nuestra comunidad un lugar elegido frecuéntenme como destino turístico lo cual deriva en múltiples relaciones contractuales tanto con agencias de viajes , como con compañías aéreas , hoteles , restaurantes y todo tipo de servicios turísticos .
Es usual que el cliente llegue en avión y solicite el alquiler de un vehículo para hacer más prácticos y ágiles sus desplazamientos por nuestra comunidad y disfrutar al máximo de su periodo vacacional .
Nada de esto debe ser obstáculo para disfrutar de estos días de descanso pero desafortunadamente no siempre todo sale a “ pedir de boca “ y a veces ocurren casos como el que nos ocupa .
¿Qué hacemos si al volver de nuestras vacaciones nos encontramos con un cargo en nuestra tarjeta de crédito por parte de la empresa de alquiler del vehículo que usamos para nuestras vacaciones bajo el pretexto de que el mismo se devolvió con algún tipo de daño que no existía cuando nos lo entregaron ?
Si no estamos de acuerdo con esta afirmación pero se nos ha hecho el cargo, si nosotros devolvimos el coche en perfecto estado o si los daños que  presentaba cuando los devolvimos ya lo tenía cuando nos lo entregaron … ¿Qué podemos hacer ?
Antes de todo nos gustaría dar unas indicaciones para evitar vernos en esta tesitura .
Nosotras recomendamos seguir unos pasos antes de retirar el vehículo en el momento inicial :
Lo primero sería revisar el vehículo minuciosamente dejando constancia fotográfica del estado del mismo . En caso de que exista algún desperfecto lo recomendable es comunicarlos a la empresa antes de llevárnoslo y dejar constancia de los mismos en el contrato .
El mismo procedimiento se seguiría a la entrega del vehículo , volviendo a fotografiarlo para justificar el estado en el que se entrega . Así mismo se exigiría un justificante de que el vehículo se entregó sin daños .
En segundo lugar , recomendamos encarecidamente revisar pormenorizadamente los términos y condiciones del contrato que vamos a firmar para no llevarnos sorpresas desagradables a la vuelta de las vacaciones .
Podemos pedir que las condiciones del contrato se nos envíen por mail e igualmente podemos encontrar esta información usualmente en las paginas web de las empresas de alquiler de vehículos. En cualquier caso, las condiciones mínimas que debe contener el contrato serían las siguientes :

– Datos personales del arrendatario .

– Datos personales del arrendador.

– Vehículo, matrícula, precio.

– Obligaciones de las partes, ( mantenimiento, reparaciones, combustible, estado del vehículo, posible prórroga..).

– Precio de la reserva incluyendo gastos inevitables ( por ejemplo necesidad de neumáticos de inviernos …)

– Descripción de los servicios de alquiler redactado en un lenguaje claro y entendible ( condiciones de cancelación, necesidad de depósito, kilómetros máximos..).

– Información clara sobre el seguro complementario. Recomendamos contratar un seguro de incluya daños propios, incendio y robo, así como que no contemple ningún tipo de franquicia, para evitar posibles sorpresas.

– Debe contener una política de combustible transparente ( por ejemplo , recibir el vehículo con el deposito lleno y devolverlo de la misma forma ).

Hemos de indicar que este tipo de contratos se rige por la L. 7/1998, de 13 de abril sobre condiciones generales de la contratación, por el Código Civil en sus artículos 1279 y 1280, también por el artículo 51 del Código de Comercio, por la Ley General de defensa de Consumidores y usuarios, así como también podrían aplicárselo otras leyes dictadas por las Comunidades Autónomas, la Ley de ordenación del transporte terrestre o la de arrendamientos de bienes muebles.
Pero si ya no estamos a tiempo,  aún contamos con algunos medios de defensa que podemos utilizar .
Hemos de saber que ante un hecho como el que nos ocupa el procedimiento de inspección del vehículo debe ser claro, comunicándose las causas y las pruebas existentes al clientes antes de efectuar ningún cargo a su tarjeta.
De la misma manera, los trámites deben ser justos en materia de daños y el consumidor debe tener la posibilidad de impugnar cualquier daño en el vehículo que se le atribuya antes de efectuar cargo económico alguno.
El primer paso que daríamos sería contactar con la empresa de alquiler de vehículo para tratar de aclarar la controversia e intentar llegar a un acuerdo .
Para el caso de que la conversación sea infructuosa, se les pediría la hoja de reclamación oficial de consumo que llevará el membrete de la Comunidad Autónoma y que costará de tres copias. La blanca será el original que enviaremos personalmente a la OMIC, a la oficina territorial de consumo, a la Junta Arbitral de Consumo o a la Asociación de Consumidores.
Este envío podrá realizarse a través de internet en la página de la Dirección General de Consumo de nuestra Comunidad Autónoma o contactando con la OCU.
La copia verde será la que conservaremos nosotros y la rosa se la quedará la empresa.
Existe una segunda vía para la resolución de este tipo de controversias a la que podemos acudir si transcurrido el tiempo no obtenemos respuesta por parte de Consumo . Se trata de la Junta Arbitral de Transporte.
Este es un organismo público que resuelve quejas de consumidores en relación con los medios de transporte .
Existe uno en cada Comunidad Autónoma y a él se pueden llevar controversias de hasta 15.000€.
El problema  estriba en que algunos contratos contienen una renuncia expresa de sumisión a la misma
, caso en el cual la única vía de reclamación posible sería la vía judicial.
El procedimiento ante la Junta Arbitral es muy ágil y económico, iniciándose por la solicitud de arbitraje dirigida a la Junta de la Provincia de recogida o devolución del vehículo. Seguidamente se remitirá la información a la compañía de alquiler y a los vocales, citándolos a una vista oral tras cuya celebración se dictaría un laudo arbitral con carácter de cosa juzgada e iguales efectos que una sentencia .
No existe la obligación de acudir a este organismo con abogado y procurador pero desde García y Muñoz Abogadas aconsejamos a nuestros clientes acudir bajo la dirección de un profesional .
En caso de que el laudo no sea favorable o que en el contrato existiera la renuncia expresa a la sumisión a la Junta Arbitral, nuestra única posibilidad sería acudir a la vía judicial interponiendo una demanda por cláusulas abusivas en el contrato y/o devolución de cantidades por daños no causados.
En Garcia y Muñoz Abogadas , en Cartagena, bajo cita previa y también en atención on line mediante medios telemáticos estamos a su servicio contactando con nuestro despacho por vía telefónica o mediante nuestro correo electrónico en horario de despacho.
No Comments

Post a Comment

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies